FAMILIAR

Siempre es de los trabajos más agradecidos, ya que el entorno y la complicidad entre l@s que están al otro lado de la cámara es mayúscula. La ternura, sonrisas, miradas son el denominador común en este tipo de sesiones.